Cómo organizar el escenario para juegos médicos

Como organizar el escenario para una tortura médicaLa tortura es una palabra que puedes utilizar con casi cualquier pareja BDSM y ver que alguien comienza a retorcerse. Pero cuando utilizas escenas de tortura que podrían ser escenarios de la vida real, bueno, eso es lo mejor. Las escenas para juegos médicos son una de las maneras más comunes para someter a un esclavo y para darle a un amo o ama el poder último en una escena. Aprende que es lo que hace que esta escena sean tan eficaz, e implementala en tu propia casa, y haz que todas tus fantasías BDSM se hagan realidad.

¿Por qué las escenas médicas son cachondas?

Mucha gente tiene la fantasía de estar en una posición en la cual no pueden defenderse. Atado en una mesa, ¿quién sabe lo que un opresor podría hacer? Y en el mundo de la atención médica, hay un número de cosas que se utilizan para fines médicos reales (es decir, restricciones, estribos, etc.) que también se pueden utilizar en escenas de BDSM. Para los dominantes, el tipo de equipo que pueden utilizar para torturar a su esclavo es interminable. Las escenas que se pueden crear son ilimitadas y pueden ser ajustadas para parecer como algo nuevo, no importa cuántas veces has jugado con tu pareja antes. Las escenas médicas tienen un grado de realismo que otras escenas no tienen, y al igual que la buena ciencia ficción, podemos llegar a ser más afectados por los acontecimientos que puedan ocurrir plausiblemente en nuestras vidas.

El Equipo Médico que necesitas

Por supuesto, si deseas configurar una escena apropiada para una tortura médica, es necesario tener un equipo básico. Algunos practicantes de BDSM tendrán sillas reales de dentista o estribos ginecológicos, pero estas equipaciones tan caras no son necesarias. Tener una silla firme en la que se pueda atar a un paciente debería ser más que suficiente para comenzar la escena y preparar el escenario para una sesión de diversión. Sin embargo, tendrás que tener cosas como: cinta médica, agujas, si estas interesado en juegos de riesgo (debes saber cómo utilizarlas con seguridad primero), instrumentos para la humillación (termómetro rectal por ejemplo), y tal vez incluso indumentaria para la persona que realiza la tortura. También puedes incluir cosas como guantes de látex y mascarillas para ayudar a añadir realismo a la estética de la escena. Puedes incluso utilizar cosas como pinzas y abrazaderas en varias partes del cuerpo, para ayudarte con tu esclavo. Y mientras que un vibrador podría no parecer como algo que encontrarías en la consulta de tu médico, puede ser utilizado para testear la respuesta de un paciente en esta escena especial.

Sigue este enlace para más juguetes de juegos médicos

Ajusta el estado de ánimo de la escena

El estado de ánimo de la escena médica comienza con la forma en que la sala se organice. Tener un área central donde se colocará al paciente siempre es útil. Ponerlos hacia abajo ayuda a fomentar su sumisión, pero tener una especie de juego de rol de introducción también ayuda. El esclavo llegando a la habitación como un inocente paciente y de repente lo tienes atado en la silla. Sonidos médicos, como beeps, ayudan a hacer que el lugar efectivamente parezca un hospital. También querrás hablar en términos médicos, en referencia al esclavo como un paciente o un sujeto de prueba para objetivar aún más.

Las escenas de tortura médica pueden ser dramáticas y largas, “tratando” al paciente por horas hasta que se hayan terminado las pruebas o que el paciente ha sido “curado” de su enfermedad. Y, por supuesto, tendrá que volver para chequeos de rutina.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>